Fm Ideal 100% Online Rusia despliega más tropas en la frontera con Ucrania; EE.UU. considera que puede darse una invasión – Fm Ideal 90.1

Rusia despliega más tropas en la frontera con Ucrania; EE.UU. considera que puede darse una invasión

El país presidido por Vladimir Putin y su aliado Bielorrusia iniciaron ejercicios “improvisados” de preparación al combate en los límites de la Unión Europea y Ucrania.

Tanque de guerra. Foto: AFP.

Lejos de aflojar, la tensión aumenta por la acumulación de tropas rusas en la frontera con Ucrania, en medio de intensas gestiones diplomáticas buscando evitar que un solo disparo desate lo que muchos temen: una guerra.

Por lo pronto, Rusia y su aliado Bielorrusia iniciaron ejercicios “improvisados” de preparación al combate en las fronteras de la Unión Europea y de Ucrania.

La llegada esta semana de un número indeterminado de soldados rusos a Bielorrusia se produce poco antes de que Rusia y Estados Unidos se pronuncien sobre si desean continuar con los diálogos iniciados la semana pasada, en los que no se logró aplacar el riesgo de un nuevo conflicto en Ucrania. El anuncio se espera que llegue en los próximos días.

Rusia se opone a la extensión de la OTAN en Europa del este, y pretende un tratado que prohíba que Ucrania y Georgia se sumen a la alianza atlántica.

Además, reclama que los estadounidenses y sus aliados renuncien a realizar maniobras y despliegues militares en Europa del Este, y advierte que todas estas exigencias no son negociables.

Rusia se anexionó en 2014 la península ucraniana de Crimea y da apoyo militar a los separatistas prorrusos del este de Ucrania, en guerra desde hace ocho años.

Rusia, que ha concentrado a decenas de miles de tropas en la frontera con Ucrania, niega que esté previendo una invasión, y denuncia a la OTAN por reforzar sus fuerzas en la región.

“Los próximos ejercicios de preparación y de combate se realizan debido a la agravación de la situación político-militar en el mundo y al aumento continuo de las tensiones en Europa, sobre todo en las fronteras oeste y sur de Bielorrusia”, dijo el Ministerio de Defensa bielorruso en un comunicado. Se trata de unas maniobras “improvisadas”, agregó.

Bielorrusia limita con Polonia, Lituania y Letonia, miembros de la OTAN y adversarios de Rusia, como también lo es Ucrania.

Estos ejercicios se llevan a cabo en dos etapas. La primera, de aquí al 9 de febrero, incluye el despliegue de tropas rusas y bielorrusas hacia “zonas amenazadas”, la protección de las infraestructuras estatales y militares, y la preservación del espacio aéreo.

Y, del 10 al 20 de febrero, se realizarán en varias bases militares en Bielorrusia las maniobras propiamente dichas, llamadas “Determinación de la unión 2022”, en referencia a la alianza ruso-bielorrusa.

“Agresión externa”.

El viceministro ruso de Defensa, Alexander Fomin, informó a 98 agregados militares extranjeros radicados en Moscú que esas maniobras se iban a celebrar, con el fin de “repeler una agresión externa”, según reportaron las agencias rusas.

Para los ejercicios se desplegarán dos sistemas tierra-aire S-400 y 12 cazas Su-35.

El dictador bielorruso, Alexander Lukashenko, había anunciado esas maniobras el lunes, sin precisar fechas, y acusó a Polonia, Ucrania y la OTAN de desplegar a sus tropas en sus fronteras.

No se precisó cuántos militares rusos ni bielorrusos participarán en el operativo. Desde el lunes, circulan videos por las redes sociales en los que se ven trenes cargados de equipos militares y tanques blindados rumbo a la frontera occidental d Rusia.

Bielorrusia divulgó imágenes de un tren cargado de vehículos del ejército y de un militar bielorruso recibiendo a los soldados con pan y sal, el regalo de bienvenida tradicional. Los vagones plataformas llevaban nombres de ciudades rusas.

Nada se descarta.

La semana pasada se celebraron negociaciones en Ginebra, Bruselas y Viena, que no hicieron más que constatar la brecha que separa a Rusia de los países occidentales.

Rusia “está ahora esperando respuestas a estas propuestas -como nos prometieron- para continuar las negociaciones”, declaró el ministro ruso de Relaciones Exteriores, Serguéi Lavrov, ayer martes durante una rueda de prensa conjunta con su homóloga alemana, Annalena Baerbock.

Durante su rueda de prensa junto a la ministra alemana de Exteriores, Lavrov volvió a rechazar la petición de los occidentales, que quieren que Moscú empiece a retirar a decenas de miles de tropas desplegadas en la frontera con Ucrania y aseguró que esos militares “no amenazan” a nadie.

“Más de 100.000 soldados rusos, equipos y tanques han sido desplegados cerca de Ucrania, sin razón. Resulta difícil no ver eso como una amenaza”, replicó no obstante Baerbock.

En este contexto, la Casa Blanca consideró ayer martes que Rusia está en condiciones de lanzar un ataque contra Ucrania “en cualquier momento” y alertó de que la situación actual es “extremadamente peligrosa”.

La portavoz del Gobierno de Estados Unidos, Jen Psaki, dijo en su rueda de prensa diaria que ante este panorama “ninguna opción esta fuera de la mesa” si Rusia decide invadir Ucrania.

Psaki aseguró que el Gobierno estadounidense dispone de información que indica que Rusia se está preparando para evacuar a las familias de sus diplomáticos en Ucrania y que lo lleva haciendo desde finales de diciembre.

Psaki subrayó que es decisión del presidente ruso, Vladímir Putin, si resolver esta crisis con diplomacia o “sufrir consecuencias económicas severas”.

A ese respecto, la portavoz señaló que Estados Unidos sigue pensando si mantener detenido el proceso de certificación del gasoducto Nord Stream 2, como ha hecho Alemania, ya que es una “pieza importante y creíble” para usar contra Rusia en este momento.

Pese a que Estados Unidos insiste en la vía diplomática con Rusia, el portavoz del Pentágono, John Kirby, afirmó ayer martes que sigue observando una fuerte presencia militar rusa alrededor de la frontera oriental y septentrional de Ucrania. “No hay ninguna indicación de que los rusos estén dispuestos a una desescalada (militar)”, dijo Kirby. (AFP, EFE)

Blinken con Lavrov el viernes en Ginebra

El secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, se reunirá el viernes en Ginebra con el ministro de Relaciones Exteriores de Rusia, Sergei Lavrov, con la esperanza de asegurar una “salida diplomática” a la crisis de Ucrania. “El secretario Blinken está comprometido en un 150% para ver si hay una vía de salida diplomática”, dijo el funcionario a periodistas ayer martes, bajo condición de anonimato.

Blinken viajó ayer martes a Ucrania en una muestra de apoyo a ese país. Luego se dirigirá a Berlín para conversaciones con Reino Unido, Francia y Alemania, mientras las potencias occidentales advierten a Rusia de dolorosas consecuencias si invade Ucrania. El funcionario estadounidense dijo que Blinken estuvo de acuerdo con Lavrov sobre las conversaciones durante una llamada telefónica, pero advirtió sobre la posibilidad de que Rusia no esté interesada en una solución diplomática.

Fuente: Elpaís