>>>>>>>FM Ideal 100% ONLINE<<<<<<< Presupuesto de la IMM con críticas por la pandemia del coronavirus – Fm Ideal 90.1

Presupuesto de la IMM con críticas por la pandemia del coronavirus

Cuestiona “el escaso impacto de las medidas sanitarias desplegadas” y da cuenta de que cada 1.000 montevideanos, hay 136 que no alcanzan a cubrir sus necesidades básicas.

En la exposición de motivos, la IMM expresa preocupación por los 50 muertos en promedio que deja por día el COVID-19. Foto: Fernando Ponzetto

En el Presupuesto entregado a la Junta Departamental, la Intendencia de Montevideo manifiesta su preocupación por el avance de la pandemia con 50 muertes diarias. Cuestiona “el escaso impacto de las medidas sanitarias desplegadas” y da cuenta de que cada 1.000 montevideanos, hay 136 que no alcanzan a cubrir sus necesidades básicas.

El análisis es parte de la exposición de motivos del proyecto ingresado en la sesión del pasado jueves y al que tuvo acceso El País. Como parte de un presupuesto más restrictivo -que según las autoridades tiene un ahorro anual de $ 2.000 millones- se hacen consideraciones sobre el impacto del coronavirus.

El presupuesto sostiene que en Uruguay la pandemia está teniendo consecuencias “sumamente negativas”. “En efecto, en los últimos meses ha aumentado la cantidad de casos y se han incrementado las muertes por esta causa, que a la fecha promedian más de 50 por día. Esta situación es sumamente preocupante”, advierte el texto remitido a la Junta por la intendenta Carolina Cosse.

Allí también se considera que, si bien Uruguay ha iniciado un proceso acelerado de vacunación contra el COVID-19, “sus efectos todavía están lejos de ser visibles”. Asimismo, se indica que las actividades económicas y educativas se encuentran restringidas o minimizadas por el combate a la pandemia y eso desencadena “consecuencias en la estructura económica y social del país, y como resultado de la incertidumbre actual se vuelve difícil planificar”.

“La crisis sanitaria ha devenido en una profunda crisis económica y social”, asegura el presupuesto. Como ejemplo, se menciona la caída de casi 6% del PIB en 2020, con la afectación de actividad de varios sectores vinculados al comercio y servicios.

El documento también advierte problemas de empleo y concluye que “se han deteriorado profundamente las condiciones de vida” de la mayoría de los montevideanos. “Buena parte de los 100.000 nuevos pobres viven en Montevideo y miles se alimentan diariamente en ollas populares”, relatan. “Hoy, tanto la persistencia del virus por el escaso impacto de las medidas sanitarias desplegadas, como la falta de iniciativas suficientes para recuperar la actividad económica, han enlentecido la recuperación”, asegura la intendenta en el Presupuesto.

Con respecto a los hogares montevideanos, añade que, en los 12 meses cerrados a marzo de 2021, el poder adquisitivo medio mensual de las familias cayó a un nivel similar al de ocho años atrás y se redujo 7% respecto al promedio mensual del 2020. El año pasado, 136 de cada 1.000 montevideanos no alcanzaron el ingreso necesario para cubrir sus necesidades básicas (debajo de la línea de pobreza), mientras que tres de ellos ni siquiera percibieron lo suficiente para costear sus necesidades alimentarias mínimas (indigencia). En ese marco se señala como “imprescindible” el desarrollo de políticas como el Plan ABC, por el cual se duplica el presupuesto social de la intendencia en la capital.

En materia de trabajo, el plan supone generar 2.000 puestos por un período de seis meses de duración, en tandas distintas de 1.000 trabajadores. Se prevé instrumentar un fondo no reembolsable para darles apoyo (materiales y/o mano de obra) a unas 1.100 familias en condición de emergencia habitacional, a causa de situaciones de violencia doméstica o de género y eventos climáticos adversos (incendios, derrumbes u otras situaciones).

Restricciones.

El diputado socialista Nicolás Lasa dijo a El País que este presupuesto “prevé gastar menos” y supone un ahorro de $ 2.000 millones. “Se atiende el hecho de que la recaudación ha bajado por efectos de la crisis, y si la recaudación baja los gastos también tienen que bajar porque no se puede hacer un presupuesto deficitario”, explicó.

La edila nacionalista Adriana Balcarcel señaló a El País que quiere saber “qué tan austero es este presupuesto” y si se cumple con lo declarado por Cosse. “Se le dieron a la intendencia 4.000 jornales solidarios y se ayuda con el Mides”, afirmó sobre las contribuciones del gobierno central.

Bajan gasto para hacer inversiones

Desde el punto de vista financiero, la prolongación de la emergencia sanitaria implicó para la Intendencia de Montevideo una caída en el flujo de ingresos y un incremento de los egresos.

En el Presupuesto remitido a la Junta se asegura que Montevideo es el departamento que recibe menos transferencias del gobierno nacional y es el que tiene “menor presión fiscal del país”. Se destaca que el 81% de los tributos que fueron a Rentas Generales en 2019 se recaudaron en Montevideo, pero el departamento solo recibió el 14% de las transferencias que se hacen a las intendencias.

En materia de gastos hay una reducción del presupuesto en retribuciones personales, que pasará de acuerdo a lo proyectado de $ 12.226 millones en 2020 a $ 11.646 millones en 2021.

A su vez, bajan las inversiones con fondos propios de $ 3.246 millones en 2020 a $ 2.799 millones en 2021. Lo que sí aumentan son los gastos de funcionamiento, que pasan de $ 8.348 millones a $ 9.294 millones en 2021. El presupuesto de la Junta Departamental se mantiene estable.

Fuente: Elpaís