FM Ideal En Vivo Pequeños empresarios reclaman: “No es de llorones, es que algunos la han pasado muy mal” – Fm Ideal 90.1

Pequeños empresarios reclaman: “No es de llorones, es que algunos la han pasado muy mal”

En el Día Nacional de las Mipymes, autoridades de gobierno presentaron balances de gestión a cámaras y gremiales, las cuales respondieron con peticiones.

Empresarios participan de evento por el Día Nacional de la Mipyme. Foto: @andeuruguay

“Uno ve el Día Nacional de la Mipyme y uno toma como ejemplo el Día de la Madre, el cual, cuando uno tiene que hacer el regalo dice que es todos los días, para zafar del regalo. Creo que, lo que hizo este gobierno desde un comienzo, el apoyo a las pequeñas y medianas empresas, es un tema de todos los días. Es un foco que tenemos en énfasis y el trabajo permanente que se ha desarrollado desde el 1 de marzo, a pesar de una pandemia que a las dos semanas se instaló en Uruguay”, afirmó el ministro (interino) de Economía y Finanzas, Alejandro Irastorza, en el evento coordinado por la Agencia Nacional de Desarrollo (ANDE).

En el marco del Día Nacional de las micro, pequeñas y medianas empresas (Mipymes), celebrado ayer, ANDE realizó una presentación del balance del trabajo realizado en el contexto de la pandemia de COVID-19, en donde participaron diferentes autoridades públicas. A su vez, asistieron referentes de cámaras y gremiales del sector privado, los cuales presentaron inquietudes y peticiones a las autoridades presentes.

“Hoy presentamos un balance de lo que hicimos en la agencia en un año y medio de funcionamiento. Hemos atendido 62.441 empresas, con instrumentos directos, por US$ 46,3 millones”, afirmó la presidenta de ANDE, Carmen Sánchez.

En esta línea, agregó que “lo importante es que estos números tienen su resultado”, ya que se ha visto una recuperación en los puestos de trabajo, donde se han recuperado 22.000 puestos de trabajo , de los 40.000 que se habían perdido en la pandemia-

En tanto, destacó también que de las 7.000 empresas que se habían perdido en la pandemia, a fines de junio de 2021 se registraron 1.800 mipymes que en febrero de 2020.

“Es verdad que este incremento se debe a empresas unipersonales, principalmente, y que esto no refleja la misma cifra a nivel de empleo”, sostuvo Sánchez, pero señaló que “es normal que después de una crisis se recupere lentamente. Vamos en camino a esa recuperación”, sostuvo Sánchez.

Del mismo modo, afirmó que están redefiniendo instrumentos, ya que una empresa no necesitaba lo mismo en abril de 2020 y lo que precisa ahora para su reactivación.

Según los datos expuestos en el evento, las mipymes representan el 94% de las empresas privadas, el 40% del Producto Interno Bruto (PIB) y emplean el 67% de los trabajadores privados.

A su vez, durante la presentación se destacaron las medidas tomadas por ANDE para preservar la liquidez de las empresas.

Entre estas, fueron mencionados los subsidios a monotributistas MIDES y trabajadores independientes de los sectores más afectados por la pandemia llegando a casi 20.000 beneficiarios con unos US$ 12 millones entregados en subsidios; los créditos a tasa cero, que llegaron a más de 15.000 empresas por casi US$ 13 millones.

También se destacaron los subsidios a las tasas de interés cobradas por las Instituciones de Microfinanzas, para que concedan créditos productivos a menor costo, alcanzando casi los US$ 5 millones en subsidios, y el sistema de garantías para respaldar créditos, SIGA, alcanzando a más de 22.000 empresas, donde el Estado ha garantizado más de US$ 566 millones en créditos.

Según Sánchez, “los problemas de las mipymes no nacieron ni van a terminar con la pandemia. Las pequeñas empresas vienen atravesando desde hace décadas problemas estructurales que exigen también una respuesta”.

Joven usando un teclado. Foto: Archivo

Para ello, ANDE se propuso tres líneas de acción a futuro: instalar Centros Pymes de atención a pequeñas empresas y emprendimientos en todo el país, que brinden servicios de desarrollo empresarial; implementar un programa de transformación digital para mipymes junto con el Banco Interamericano de Desarrollo y la creación del Monitor Pymes, que permitirá sistematizar y disponibilizar información relevante del sector.

En tanto, Irastorza afirmó que el gobierno ha contemplado a las mipymes desde el comienzo de su mandato, lo que se ha visto reflejado tanto en las instancias presupuestales, la Rendición de Cuentas y la Ley de Urgente Consideración.

A su vez, señaló que la prolongación de la pandemia para el 2021, los llevó a disponer fondos para el Fondo Solidario del COVID, donde destinaron US$ 980 millones, de los cuales US$ 420 millones son para atender la salud (vacunas, cti, entre otros), US$ 350 millones para medidas de reactivación del empleo y US$ 210 millones para el apoyo a sectores más vulnerables, donde trabaja el Ministerio de Desarrollo Social (mides, con asignaciones, el plan de equidad y con el cupón canasta.

Por otro lado, el Subsecretario del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social, Mario Arizti, afirmó que ”si bien es un día de celebración, es un día para evaluar lo hecho y para perfeccionar las acciones del futuro”.

En esta línea, señaló que han visto indicadores auspiciosos en la evolución de los últimos meses, donde tres de cuatro trabajadores se reincorporaron a su actividad laboral. De este modo, se vio una reducción de 5.760 personas en seguro de desempleo entre julio y junio.

También destacó que la tasa de desempleo en junio fue 9,4%, mientras que en mayo era 10,2%, y la tasa de actividad en junio alcanzó el 61,2%, mientras que en mayo fue 60,7%. Además, la tasa de empleo llegó a 55,4% en junio, siendo en mayo 54,5%.

A su vez, destacó que “hay que prender luces rojas que están muy vinculados con las mipymes. Todos lo que es el sector informal, los no registros a la seguridad social está marcando cifras cercanas al 20%, ese es un problema para atacar. La otra luz roja es la inserción laboral de los jóvenes, sigue siendo un problema”.

“Hace poco presentamos los lineamientos salariales. Una de las distinciones que hicimos de sectores afectados y menos afectados, hicimos una distinción con respecto a las micro empresas. Algunos podrán decir que no fue suficiente, sí, puede ser, no fue suficiente. Pero es el primer paso de lo que es distinguir lo que es una micro, una pequeña, una mediana y una empresa grande. El MTSS tiene la intención de dar un debate de cómo disminuir esas heterogeneidades que pasan en las negociaciones salariales, que terminan siendo importantes en el costo de cualquier empresa”, concluyó Arizti.

Pymes industriales.

En la presentación, también participó la directora general del Ministerio de Ganadería Agricultura y Pesca, Fernanda Maldonado, y el ministro de Industria, Energía y Minería, Omar Paganini, quién destacó que “las mipymes en la industria conforman el 9% de las mipymes nacionales, lo cual parece poco, pero dentro del universo de la industria son el 98% de las industrias y dan empleo al 58% al personal industrial del país. Para la industria, las pymes son claves”.

Omar Paganini, ministro de Industria. Foto: Estefanía Leal

A su vez, el ministro sostuvo que el modelo productivo uruguayo tiene que ser un modelo de “cluster’”, de trabajo entramado productivo, donde se entrelazan las empresas de mayor porte con pymes que las complementan.
En esta línea, concluyó que “la actividad industrial, pese a que a veces no se ve, no se podría concebir sin las pymes”.

Preocupaciones de cámaras y gremiales.

Luego de la exposición de las autoridades de gobierno, se presentó una instancia de diálogo con las diferentes cámaras y gremiales presentes, en donde, si bien todos agradecieron que se les escuchara y las diferentes medidas tomadas para atravesar la pandemia, también hicieron llegar sus preocupaciones y peticiones, para la reactivación de sus sectores.

En esta línea, el presidente de la Unión de Transporte Turístico, Álvaro Gugliotta expresó que su “experiencia ha sido muy buena, porque si no fuera por la ayuda de ANDE, muchas de nuestras empresas no estarían tratando de subsistir. Que no era todo (lo que precisaban), pero fue una ayuda”.

“Estaría bueno una capacitación post pandemia. Hemos pasado por momentos complicados hasta psicológicamente, hemos tenido la desgracia de perder a tres compañeros y fue muy complicado. Capáz que una capacitación reainimaría a la gente, ahora que están bajando los casos, de cómo manejar su empresa”, concluyó Gugliotta.

En tanto, el presidente de Asociación Nacional de Micro y Pequeñas Empresas (Anmype), Pablo Villar, señaló que se si bien se “congratula” con la continuidad de algunas políticas públicas, “para nosotros desde el lado industrial, de alguna forma se ha quedado por el camino uno de los instrumentos más potentes que eran los consejos sectoriales”.

Por otra parte, afirmó discrepar con Irastorza sobre que hubo todos los recursos necesarios, al afirmar: “entendemos que hubo todos los recursos posibles, pero no fueron los necesarios para el sector privado. Eso desde nuestra opinión lo que hace a las micro y pequeñas empresas, faltaron instrumentos, faltaron potencia en algunos instrumentos. En algún momento dijimos que algunos instrumentos estaban alineados con las necesidades, pero que le faltaba potencia. De alguna forma, en este año y medio de pandemia, hubo sectores que resignaron toda su espalda financiera, entonces ahora nos va a costar bastante más esta reactivación”.

A su vez, celebró que se empiece a generarse un precedente de diferenciar positivamente a las micro empresas respecto al resto, siendo un antecedente “insuficiente, pero que marca el camino”.

En esta línea, sostuvo que muchas veces los representantes gremiales no utilizan todos los espacios existentes de trabajo, debido a las debilidades propias de representar a los sectores más vulnerables. Por esto, señaló que cree “que tiene que haber una institución, que debería ser ANDE, que tenga instrumentos y programas de fortalecimiento institucional, Las representaciones gremiales somos los mejores aliados de los que implementan políticas públicas, porque somos los que estamos padeciendo los problemas”.

Del mismo modo, el presidente de Confederación Empresarial del Uruguay (CEDU), Carlos Delfino, pidió que pueda continuar el seguro de desempleo parcial o total, “estirarlo en el tiempo, porque hay un nudo ahora que se empieza a reabrir la actividad y muchos comerciantes, más los comercios chicos, han trabajado más los propietarios y tienen los empleados de los seguros. En caso que se terminen, porque si tienen que tomar el personal van a encontrar que no es rentable el negocio y si tienen que despedir tampoco tienen el dinero. Hay un punto de quiebre, que habría que ir diluyendo en el tiempo”.

En tanto, afirmó que en el interior están muy preocupados con la apertura de fronteras, debido a la diferencia de precios que hay entre los precios del litoral uruguayo con aquellos que están del otro lado de la frontera. Si bien destacó que hay proyectos de políticas de fronteras, aún “no ha salido nada”.

“En definitiva, se viene la apertura, si no hay una condición, una política de fronteras, donde está el comercio que está pagando los mismos impuestos en el sur o el interior del país, y tienen enfrente unos precios totalmente diferentes. Cada 10 años de actividad, uno es favorable a Uruguay y nueve en contra”.

En tanto, Germán Barcala, presidente de la Cámara de Eventos del Uruguay destacó la vuelta de los bailes, pero es algo que se verá a fines de agosto o en el mes de septiembre, por lo que las medidas de reactivación son imprescindibles para el sector. “No es de llorones, de querer abusar, es que algunos del sector la han pasado muy mal”, sostuvo.

“Otro punto que estamos trabajando es la capacitación. Hemos perdido la mano de obra capacitada, que ha arrancado para otras cosas, que tenemos que recuperar o capacitar gente de otros lados. El desafío nuestro, si bien arranca el baile, como se sabe, empieza otro bailongo que es complicado, que es el económico”, agregó.

Por otro lado, desde la Unión de Exportadores, Alejandra Medero, destacó que se necesita “algún instrumento que ayude a las pymes que ayude a la exportación, en su camino a la internacionalización, que se hace caro, álgido. Necesitan recursos que no siempre están disponibles, pero entendemos que a través del diálogo vamos a encontrar apoyos que vayan en ese sentido”.

Fuente: Elpaís