Fm Ideal 100% Online Peñarol 2022: qué va a pasar con Larriera, qué contratos se vencen y qué jugadores pueden venir – Fm Ideal 90.1

Peñarol 2022: qué va a pasar con Larriera, qué contratos se vencen y qué jugadores pueden venir

La dirigencia y el área deportiva de Peñarol comenzarán a trabajar desde la jornada de hoy en el armado del plantel para el 2022 que tendrá el atractivo de la Copa Libertadores.

Ignacio Ruglio y Mauricio Larriera. Foto: Estefanía Leal.

Consumado el Campeonato Uruguayo, con el título ya abrochado y la tranquilidad que este trae para encarar lo que viene, la dirigencia y el área deportiva de Peñarol comenzarán a trabajar desde la jornada de hoy en el armado del plantel para el 2022 que tendrá el atractivo de la Copa Libertadores de América.

Como principal cuestión, tratarán la continuidad de Mauricio Larriera. El DT finaliza contrato con el club a fin de año y la intención, como ya lo manifestó públicamente el presidente Ignacio Ruglio, es que continúe en el cargo. Como inconveniente en las últimas horas surgió el interés de Newell’s Old Boys para hacerse de sus servicios. Sin embargo, Ovación confirmó con fuentes aurinegras que eso no será un impedimento para sellar un nuevo vínculo. Entienden que está muy cómodo en el club y la Libertadores cae como anillo al dedo para motivar su extensión. Además, en este sentido, Peñarol juega con un as en la manga: la situación económica de Argentina. En el aurinegro, Larriera cobra en dólares y yéndose a la Lepra pasaría a ganar en pesos.

Mauricio Larriera y Darío Rodríguez. Foto: Marcelo Bonjour.

Al margen de los buenos resultados deportivos que obtuvo el DT (campeón uruguayo y semifinalista de Sudamericana con eliminación a Nacional incluida), puertas adentro del club valoran la buena sinergia que generó con el plantel y, principalmente, con la estructura deportiva que armó la nueva dirigencia: Pablo Bengoechea (director deportivo), Gabriel Cedrés (gerente deportivo), el Indio Olivera (relaciones institucionales) y Darío Rodríguez (secretario técnico).

Bengoechea fue determinante en la llegada de Larriera cuando su currículum no traía ningún ítem en el palmarés. Luego, con Ruglio, fueron claves para sostenerlo cuando los resultados no eran los esperados.

Pablo Javier Bengoechea, Ignacio Ruglio y Mauricio Larriera. Foto: Leonardo Mainé.

Los contratos que terminan a fin de año

Además de la continuidad de Larriera, en Peñarol analizarán también la situación de varios jugadores que finalizarán contrato.

El que seguro no continuará es el argentino Ariel Nahuelpán, separado del plantel a inicios de octubre por indisciplina.

El capitán Walter Gargano terminará su vínculo el 31/12, pero renovará automáticamente por haber jugado al menos el 60% de los partidos. Deberá sentarse a hablar con la dirigencia para definir la extensión del nuevo acuerdo. Ovación confirmó con fuentes de su entorno que la idea del Mota es evaluar cómo se va sintiendo semestre a semestre para luego tomar una decisión. Si se encuentra bien físicamente y entiende que es importante dentro del grupo, continuará. Quiere dejar la mejor imagen posible y despidiéndose dentro de la cancha.

Walter Gargano y Maximiliano Pereira. Foto: Nicolás Pereyra.

Otro de los referentes del plantel que terminará contrato es Maxi Pereira. Pese a que tuvo menos participación en cancha, puertas adentro de Los Aromos le destacan su compromiso y aporte a la causa. Lo consideran un líder positivo. Está todo dado para que siga.

Los extranjeros Neto Volpi y Damián Musto también finalizarán contrato. Ambos están contentos en Peñarol y son bien valorados por el área deportiva. Se dialogará con ambos para conocer sus intenciones.

Giovanni González y Agustín Canobbio, ambos del Grupo Casal, tendrán su continuidad supeditada a las ofertas que tengan del exterior. Al club sus representantes ya les trasladaron que este puede ser el momento para que el lateral salga. El atacante seguirá salvo que llegue una oferta descollante.

Pablo Ceppelini, Giovanni González y Agustín Canobbio. Foto: Estefanía Leal.

Ezequiel Busquets, que volvió al club tras su pasaje a préstamo por el fútbol español y terminó siendo importante en la definición, también finalizará su vínculo. Se juntarán a hablar con su representante.

Distintas son las situaciones de Carlos Rodríguez y Pablo Ceppelini. Ambos terminarán sus préstamos de Liga de Quito y Cruz Azul respectivamente. La idea de Peñarol es que sigan, pero deben resolver primero esto con sus clubes.

Los que pueden venir

Peñarol esperará para definir si irá o no por un arquero dependiendo de lo que haga Kevin Dawson, quien aún tiene contrato por un año más. El club no le quiere cortar la carrera. ¿Nombres para sustituirlo? Gastón Olveira (Olimpia de Paraguay) y Sebastián Sosa (Independiente), son de los nombres que interesan. También está sobre la mesa el de Santiago Mele, arquero de Plaza.

Gastón Olveira. Foto: archivo El País/Fernando Ponzetto.

Por otra parte, como informó Ovación en setiembre, ya está acordada la llegada de José Luis Rodríguez. El Pumita se sumará para suplir la casi segura baja de Giovanni. En el otro lateral, Peñarol buscará a repatriar a un exfutbolista “ya probado” y en vigencia que pasó por el club. Lucas Hernández (termina contrato en Cuiabá y le queda uno más con Mineiro), es una firme opción.

Lucas Hernández. Foto: archivo El País.

Brian Lozano, confeso hincha del club, quiere cumplir el sueño de jugar en Peñarol y el club lo quiere. Ya comenzaron gestiones. Entienden que puede ser un salto de calidad. Para el futbolista, además, puede ser una buena chance para retomar su nivel y regresar a la consideración de la selección. Se trabajará también en la llegada de un delantero.

La idea de Peñarol es adelantar estos temas lo máximo posible antes de las fiestas.

Brian Lozano. Foto: archivo El País.

Los casos de Torres y el canario

Facundo Torres y Agustín Álvarez Martínez son hoy las dos grandes joyas que tiene Peñarol y con las que el club se frota las manos para hacer caja. El 10 tiene contrato hasta 2023 con una cláusula de US$ 20 millones y el canario hasta 2024 con una rescisión de US$ 18 millones. El primero podría salir en este mismo período de pases. Su destino estaría en la MLS o Europa. El segundo podría ser transferido ahora también, pero el objetivo es que siga al menos un semestre más defendiendo al mirasol. Ambos tuvieron oportunidades para salir a mediados de este año, pero prefirieron quedarse para pelear la Sudamericana y ser campeones uruguayos. Ahora la situación es otra. Peñarol quiere que en ambos casos mantener un porcentaje de la ficha para volver a cobrar en una segunda venta.

Agustín Álvarez Martínez y Facundo Torres. Foto: Marcelo Bonjour.

Fuente: ovaciondigital