>>>>>>>FM Ideal 100% ONLINE<<<<<<< Luis Suárez vuelve al Camp Nou, el hogar de sus sueños – Fm Ideal 90.1

Luis Suárez vuelve al Camp Nou, el hogar de sus sueños

Luciendo otra camiseta, el “Pistolero” actuará en el estadio en el que supo ganarse la admiración culé durante varias temporadas.

Luis Suárez y Lionel Messi celebran uno de los tantos del Barcelona. Foto: AFP

El Camp Nou lucirá diferente. Faltarán los rituales de los hinchas, los cánticos embriagadores de pasión. Al aire le faltarán los fieles testigos de sus proezas, de sus mágicos goles. Y es verdad, Luis Suárez entrará por una puerta diferente, recorrerá otros pasillos y a su lado no estará Lionel Messi, pero los sonidos del pasado resonarán en su cabeza. Aquel hogar que le permitió vivir los sueños que acunó de niño tendrá otro aroma, pero se sentirá como en casa.

Ya pasó mucho tiempo, atrás, muy atrás, quedó el 8 de agosto de 2020, cuando disputó su último partido en el Camp Nou y, además anotó también su último tanto en el escenario del FC Barcelona. Fue en la victoria sobre el Napoli por la Champions League y el gol de penal lo anotó a los 45 minutos.

Era inimaginable que esa jornada tuviese algo de trascendencia o un lugar de destaque en los recuerdos de una estadística de enorme riqueza en la vida que el salteño supo tener en el Barcelona. Ese infernal goleador de 198 tantos, 97 asistencias en 283 partidos parecía que podía tener larga vida en la institución catalana, pero no fue así.

Luis Suárez celebra uno de los tantos goles anotados luciendo la camiseta de Barcelona. Foto: AFP.

Hoy, con la camiseta del Atlético de Madrid, aún aguardando que la afición llene de bote a bote los estadios españoles, Suárez retornará al hogar de experiencias deportivas insuperables. Y, por cierto, memorables hasta para aquellos que supieron hasta cuestionar su continuidad en el equipo culé.

Porque si de rica historia se trata, al tercer goleador histórico de la institución que ahora preside Joan Laporta, lo respaldan acontecimientos únicos.

Ninguno más alto en su dimensión que aquella jornada liguera del 28 de octubre de 2018. Sin Lionel Messi en el equipo, Suárez asumió el liderazgo ofensivo y se despachó con fenomenal hattrick para forjar una gran goleada de 5-1. Ante 93.000 espectadores, “Lucho” sacó a relucir toda su categoría. Metió un gol de penal, un gol de cabeza y un fenomenal gol de derecha picando la pelota ante la salida de Thibaut Courtois, a quien estuvo muy cerca de volver a vencer para meter el 6-1.

Foto: Reuters

No puede haber momento más glorioso y eso que en el estadio donde supo anotar 18 goles por Champions League, más de 70 por LaLiga, a Suárez también lo acompañaron jornadas de enorme brillantez.

A lo mejor para el salteño hasta resulta grato recordar que el primer gol en el “Teatro de sus sueños” (no le denominan así, pero seguro que lo sintió de esa forma mientras jugó allí), se lo convirtió al PSG por Champions League el 10 de diciembre de 2014. En aquella jornada que el partido lo había inaugurado en el marcador el sueco Zlatan Ibrahimovic, el “Pistolero” cerró la victoria que le dio vida a un tridente de brillo internacional: la MSN (Messi-Neymar-Suárez).

Luis Suárez y su gol ante PSG con la camiseta de Barcelona. Foto: AFP.

También debe tener mucho peso en los recuerdos de sus grandes jornadas de aplausos a rabiar el decisivo gol que supo convertir para que Barcelona se asegurara una nueva Liga española. Y, lo curioso, es que ese tanto se lo anotó a su actual equipo y que por aquel entonces era el gran adversario en la lucha por el festejo final.

Luis pudo meter un gran derechazo cruzado, con efecto, que se clavó contra el palo izquierdo de su actual compañero Jan Oblak.

La conquista abrió un cotejo muy disputado y parejo a los 85 minutos de juego. Al final, Messi también metió un gol, pero fue “Lucho” el “abridor” del partido y el que provocó la mayor explosión de felicidad blaugrana que hasta ese momento tenía una espina clavada en la garganta.

Foto: AFP

No hay duda que en un escalafón de importancia hay más goles clásicos en el camino. Como aquel que abrió su papel de verdugo del Madrid. Fue el 22 de marzo de 2015, al pase largo de Dani Alves, el uruguayo lo pinchó con su pie derecho, le ganó la espalda a Sergio Ramos y Pepe, y luego metió un disparo cruzado con el que batió a Iker Casillas. Fantástico.

Pero si de fantasía se trata, también hay goles de chilena, de volea. O jornadas de esplendor por la cantidad convertida. Y acá, no hay dudas, que el 23 de abril de 2016 se acomodó en la historia de Suárez en el Camp Nou como un hecho de gran brillo. Cuatro goles al Sporting de Gijón ante 75.000 aficionados. Fue en la goleada 6-0 del Barcelona y en la que “Lucho” descargó sus balas de forma implacable.

A ese escenario, donde supo ocupar el trono de admiración, Suárez vuelve este sábado. Entrará por otra puerta, lo hará sin Messi. Pero sigue siendo el hogar de sus sueños.

Fuente: Ovaciondigital