Fm Ideal 100% Online Joe Biden apoya solución de dos estados en Medio Oriente – Fm Ideal 90.1

Joe Biden apoya solución de dos estados en Medio Oriente

El presidente de Estados Unidos afirmó que la única solución al conflicto en la Franja de Gaza es que convivan uno palestino y otro judío.

Familias palestinas festejando en las calles la entrada en vigencia de la tregua entre Israel y Hamás. Foto: AFP

Israel y la Franja de Gaza vivieron ayer su primer día de la tregua anunciada el jueves, en medio de temores de que la violencia vuelva en la Explanada de las Mezquitas en Jerusalén.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, se comprometió a ayudar a organizar los esfuerzos para “reconstruir Gaza” y dijo que la creación de un estado palestino junto a Israel es la “única respuesta” al conflicto.

“Necesitamos una solución de dos estados. Es la única solución”, aseguró el mandatario en la Casa Blanca con motivo de la visita del presidente de Corea del Sur. Asimismo, pidió el fin “de las peleas entre comunidades” en Jerusalén, que estuvieron en el origen de los enfrentamientos de los últimos días.

“No hay ningún cambio en mi compromiso con la seguridad de Israel, punto. Ningún cambio, en absoluto”, afirmó Biden, y agregó que “no habrá paz” hasta que la región de Medio Oriente reconozca “inequívocamente” la existencia de Israel.

“Pero les digo en qué hay un cambio. El cambio es que todavía necesitamos una solución de dos estados. Es la única respuesta, la única respuesta”, insistió el presidente estadounidense.

La idea de una solución de dos estados, con un estado palestino junto a Israel y con Jerusalén como capital compartida, ha estado en el centro de todas las negociaciones destinadas a poner fin al conflicto palestino-israelí.

Un plan de paz para el Medio Oriente ideado por Jared Kushner, asesor y yerno del expresidente Donald Trump, fue anunciado como una solución de dos estados. Pero ese plan preveía un estado palestino con una soberanía limitada y cuya seguridad estaba en manos de Israel. La propuesta fue rechazada de plano por los líderes palestinos.

Biden enfrentó duras presiones en el seno de su propio partido Demócrata, y en concreto de parte de 28 senadores que el pasado domingo publicaron un comunicado en el que pidieron un alto el fuego “inmediato” entre Israel y los palestinos.

Joe Biden. Foto: AFP

Además, el senador Bernie Sanders ha urgido a Biden a que reconsidere los 4.000 millones en ayuda militar que Estados Unidos otorga cada año a Israel, al considerar que no debe usarse para “violar los derechos humanos”.

La portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki, afirmó que Estados Unidos espera “avanzar en un par de frentes”, uno de ellos el apoyo militar a Israel y por otro lado en la reconstrucción de Gaza, mediante la asistencia y financiación a los esfuerzos de las Naciones Unidas en la zona.

Según Psaki, se debe asegurar “que no sea Hamás, sino el pueblo palestino el que se beneficie de esa asistencia”.

El jueves, Biden prometió seguir con su “diplomacia silenciosa e incansable” con Israel y Palestina tras anunciarse el alto el fuego entre el Gobierno de Benjamín Netanyahu y el movimiento islamista Hamás.

Y este viernes el Departamento de Estado anunció que la ayudar militar al Líbano será de 120 millones de dólares durante el año fiscal 2021, lo que supone un aumento de 15 millones, en un momento de tensión en Oriente Medio.

Visita de Blinken.

El secretario de Estado estadounidense, Antony Blinken, habló ayer viernes con el presidente de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), Mahmud Abás, sobre el alto el fuego acordado por Israel y las milicias palestinas de Hamás de la Franja de Gaza y el viaje que hará a Oriente Medio.

“El secretario subrayó el compromiso de Estados Unidos de trabajar con la Autoridad Nacional Palestina y las Naciones Unidas para brindar una asistencia humanitaria rápida y reunir el apoyo internacional para Gaza y para los esfuerzos de reconstrucción de la zona”, indicó un comunicado del Departamento de Estado.

Anthony Blinken en conferencia de prensa. Foto: AFP

Ambos destacaron igualmente los esfuerzos de mediación de Egipto “y se comprometieron a mantener líneas de comunicación abiertas en todos los niveles”.

Blinken, señaló la nota, hablará durante sus encuentros con los líderes de la región sobre la ayuda humanitaria y el trabajo en conjunto para “construir un futuro mejor para palestinos e israelíes”.

El secretario de Estado había anunciado el jueves en su cuenta de Twitter que viajaría “en los próximos días” a la región.

Hamás comenzó el 10 de mayo a disparar cohetes contra Israel en “solidaridad” con los cientos de palestinos que enfrentaron a la policía israelí en la Explanada de las Mezquitas de Jerusalén.

Los choques derivaron de las protestas contra el eventual desalojo de un grupo de familias palestinas de zonas reclamadas por colonos israelíes, en un barrio de la Ciudad Santa.

Después de los ataques con cohetes, Israel lanzó una operación contra las capacidades militares de Hamás.

Según las fuerzas armadas israelíes, Hamás y la Yihad Islámica lanzaron más de 4.300 cohetes hacia Israel, y más del 90% de estos fueron interceptados por el escudo antimisiles.

Alemania aplaudió el alto el fuego, pero consideró que habría que “abordar las causas profundas” del conflicto en Oriente Medio.

Las negociaciones de paz, suspendidas desde 2014, tropiezan en numerosos puntos, como el estatuto de Jerusalén Este. Además, la posible solución de dos estados, uno palestino y uno israelí, ha perdido fuerza en los últimos tiempos. (Con información de AFP Y EFE)

Ataque a joven judío en Nueva York

Un joven judío de 23 años fue atacado este jueves en Times Square por un grupo de personas, un suceso que el Departamento de Policía de Nueva York investiga como un crimen de odio. La víctima, que recibió cuidados médicos en un hospital, recibió patadas y empujones de una decena de personas, pocos minutos antes de que se anunciara el alto el fuego entre Israel y Hamás. Un sospechoso, de 23 años, fue arrestado en Manhattan, tras lo que fue acusado de asalto como parte de un crimen de odio.

La Policía busca a otras seis personas más. “Estamos con nuestros hermanos judíos y en contra del odioso antisemitismo que nunca estará bien visto en nuestras comunidades”, dijo en un comunicado ayer viernes Laura Curran, directora ejecutiva del Condado de Nassau, donde reside la víctima. Por su parte, el gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, ha ordenado a la Unidad de Crímenes de Odio de la Policía Estatal que ayude en las investigaciones.

Disturbios en la Explanada de las Mezquitas

La ONU expresó ayer viernes su preocupación por los nuevos incidentes registrados en la Explanada de las Mezquitas de Jerusalén tras el alto el fuego entre Israel y Hamás y urgió a todas las partes a respetar los lugares sagrados.

“Es muy importante que todos respeten la santidad de los lugares sagrados en la Ciudad Vieja, que eviten cualquier provocación que pueda hacer subir la tensión”, señaló el portavoz de la ONU Stéphane Dujarric.

“Es importante que todos muestren contención y que el statu quo de los lugares sagrados se respete”, añadió, subrayando que en una situación como esta los líderes políticos y religiosos tienen la responsabilidad de oponerse a cualquiera que promueva la incitación y la violencia.

Apenas unas horas después de la entrada en vigor de la tregua, la Policía israelí se enfrentó con grupos de palestinos en la Explanada de las Mezquitas, que hace dos semanas albergó los incidentes que desencadenaron una escalada bélica.

Según la agencia de noticias palestina Wafa, 15 palestinos resultaron heridos producto de los enfrentamientos, que agregó, tuvieron lugar tras la intervención de las fuerzas de seguridad israelíes mientras los palestinos celebraban la tregua.

La Policía israelí, por otra parte, describió estas celebraciones como “disturbios”, que incluyeron el lanzamiento de piedras y cócteles molotov contra las fuerzas de seguridad, que “procedieron a dispersar a los alborotadores”. Un portavoz policial detalló que los oficiales incrementaron las medidas de seguridad en torno a la Explanada y enfatizó que en ningún momento entraron a la mezquita de Al Aqsa, el tercer lugar más sagrado del islam.

Fuente: Elpaís