>>>>>>>FM Ideal 100% ONLINE<<<<<<< Hasta el 7 de junio no hay retornos y el calendario escolar continúa en suspenso – Fm Ideal 90.1

Hasta el 7 de junio no hay retornos y el calendario escolar continúa en suspenso

La política del Codicen es “aguantar el chaparrón”: no dar marcha atrás en aquellos niveles que ya tienen clases presenciales, pero tampoco acelerar nuevos retornos.

Las autoridades educativas estudian la posibilidad de adelantar el receso de invierno para que comience el 28 de junio. Foto: Francisco Flores

Entre las autoridades educativas, los científicos, los pediatras y los políticos que toman la decisión hay consenso: la presencialidad educativa es relevante y lo deseable es que se efectivice cuanto antes. Pero la suma de más de 26.000 nuevos infectados del COVID-19 en la última semana cambió los planes y, hasta al menos el lunes 7 de junio, no habrá nuevos retornos a las aulas.

A comienzos de mayo, cuando la epidemia del COVID-19 se desaceleró, las autoridades educativas se ilusionaron con un calendario de vuelta a las aulas que iba incorporando nuevos ciclos o niveles de enseñanza a razón de una semana. Ahora, en un escenario epidemiológico agravado, la política del Codicen es “aguantar el chaparrón”: no dar marcha atrás en aquellos niveles que ya tienen clases presenciales, pero tampoco acelerar nuevos retornos.

En este sentido, aclaró el presidente del Codicen, Robert Silva, “hasta mediados de la semana que viene no habrá anuncios” sobre la fecha de esos nuevos retornos. Y, “si la situación sanitaria lo permite”, la concreción de esa vuelta a las aulas de los niveles que faltan será a partir del 7 de junio.

De aquellos estudiantes que aún no tienen fecha de regreso a las clases presenciales, los niños más chicos son los que más preocupan a las autoridades educativas. “Estamos en deuda con el retorno de todos los escolares de primer ciclo (primero a tercero de escuela) en Montevideo, Canelones y Salto”. Esos serían los primeros en volver.

En ese sentido, complementó el consejero Óscar Pedrozo, la intención es que, “antes de las vacaciones de invierno” puedan retornar a las aulas toda Primaria y, al menos, “el primer año de educación media (liceos y UTU)”.

Pero como todo está en evaluación, ni siquiera está claro cuándo serán las vacaciones de invierno. En la última sesión del Codicen se definió que habrá un receso y, aunque no se selló, hay consenso para que ese parante sea de dos semanas.

La idea original que había promovido Silva -en otro escenario epidemiológico- era que las vacaciones comenzaran el lunes 5 de julio. Pero dada la coyuntura, explicaron los consejeros Juan Gabito y Juan Pérez, “parecería razonable adelantar esas vacaciones una semana”. Eso le daría margen al calendario educativo para incorporar a todos los escolares y el primer año de educación media en junio, y que el resto de los liceales y alumnos de UTU retornaran a partir del 12 de julio (luego de las vacaciones).

El Codicen ya había autorizado la vuelta a clases de los “séptimos, octavos y novenos”, una propuesta educativa que tiene una continuidad de la propuesta de escuelas rurales, aunque no depende exclusivamente de Primaria. De los 52 centros educativos con esta propuesta, los 46 que están en áreas rurales ya retornaron a la presencialidad. Los seis que quedan en localidades urbanas lo iban a hacer el lunes 31 de mayo, pero quedó en suspenso por, al menos, una semana.

No presencialidad.
En tanto, las autoridades lidian con propuestas que van en sentido contrario: cerrar aquello que ya abrió. La Intendencia de Paysandú solicitó la suspensión de la presencialidad. También las autoridades de la ciudad de Carmelo. Y ayer se sumó Florida. En todos los casos, y tras recibir un informe del Ministerio de Salud, el Codicen resolvió lo mismo: dar instrucción a la Dirección e Inspección de Primaria para “cerrar todos aquellos centros que están comprometidos, con un criterio precautorio”.

Eso significa que no habría un cierre global, sino que se analiza el caso puntual. En Paysandú, por ejemplo, el propio Ministerio de Salud aclaró que “son los menos” los contagios en centros educativos y ni siquiera exigió el cierre.

El sindicato de maestros de Montevideo, por su parte, advirtió sobre la situación “bastante fuera de control”. Reclamó no avanzar en la presencialidad y pidió al Codicen que “se revise lo que está dispuesto sobre la presencialidad a este momento”.

La secretaria general de Asociación de Maestros del Uruguay (Ademu), Daysi Iglesias, dijo: “Estamos realizando un relevamiento que está demostrando la expansión y una situación de casos positivos (de coronavirus) en niños, maestros, auxiliares, así como de cuarentenas en niños, maestros y auxiliares, que parece estar bastante fuera de control”.

Ademu resolvió también solicitar una serie de entrevistas para analizar la situación actual. Una de ellas será con el Centro Coordinador de Emergencias Departamentales (Cecoed) para exponer los aspectos cuantitativos de los que dispone el sindicato.

El presidente del Codicen, Silva, aclaró que los datos de que dispone la ANEP muestran que en la mayoría de los centros educativos con casos positivos no se han generado brotes, sino que son infecciones que reflejan la alta circulación comunitaria del virus.

Aplazarán jura de la bandera

La Promesa y la Jura de la Bandera, un acto establecido en la ley de Instrucción Militar hace más de 80 años y que suele desarrollarse el 19 de junio (fecha del natalicio de José Gervasio Artigas), se postergará hasta el 23 de setiembre, fecha del fallecimiento del jefe de los orientales. Esa fue la propuesta de Secundaria y que el Codicen firmará el próximo miércoles.

Fuente: Elpaís