Cuatro policías fueron destituidos por la fuga de Rocco Morabito de la ex-Cárcel Central en 2019

Vistas: 80
0 0
Tiempo de lectura:2 Minutos, 27 Segundos

El mafioso italiano esperaba para ser extraditado a Italia cuando se escapó junto a otros tres presos, tras pagar más de 50.000 pesos a operadores penitenciarios.

Cuatro policías fueron destituidos por la fuga del mafioso italiano Rocco Morabito, ocurrida el 23 de junio de 2019 de la ex- Cárcel Central, informó este miércoles el Ministerio del Interior.

Morabito esperaba para ser extraditado a Italia cuando se escapó junto a otros tres presos, tras pagar más de 50.000 pesos a operadores penitenciarios.

Los cuatro detenidos escaparon sobre la medianoche por la azotea del edificio mediante un boquete. Luego, ingresaron a una finca lindera a la que accedieron por una banderola y robaron dinero a su propietaria. Después, se retiraron del edificio por la puerta principal, se subieron a un taxi en 18 de Julio y se dirigieron a una pizzería de Punta Carretas.

La Policía logró recapturar a los tres los delincuentes que se fugaron con Morabito unos días después, pero no habían podido dar con el ex jefe de la mafia italiana hasta que el 24 de mayo de 2021 fue capturado por efectivos policiales de Brasil e Italia en un hotel en la ciudad de João Pessoa. En julio de 2022, Morabito fue extraditado a Italia.

El sumario administrativo que terminó con la destitución de cuatro funcionarios policiales, también determinó que de los 28 investigados siete incurrieron en faltas leves y tres en faltas graves, mientras que 14 personas fueron exoneradas de responsabilidad.

Los destituidos incurrieron en faltas muy graves y cumplían funciones de coordinación, supervisión, “encargados de jerarquías máximas dentro de los controles que había que haber tenido y no se tuvo”, indicó el subsecretario de la cartera, Guillermo Maciel. Todos seguían en funciones, esperando resultados de la investigación.

El Ministerio del Interior abrirá nuevas líneas de investigación por cinco situaciones irregulares que no fueron contempladas en este sumario de 2019.

Una de estas situaciones, detalló Maciel, se trata de una celda del sexto piso que tenía su reja arrancada y tenía colgada una soga con nudos y un arnés.

Otra, la manipulación de las cámaras. “Hay filmaciones donde se ve a Morabito corriendo cámaras para que quedaran espacios sin visualizarse los movimientos”, explicó Maciel, y también se refirió a que el fiscal Ricardo Lackner había solicitado imágenes tres días antes y que en lugar de enviarle los videos, le mandaron las cámaras. “La cárcel quedó sin cámaras filmando. Eso no fue investigado”, remarcó.

“Tampoco fue investigado un funcionario denunciado y señalado como el facilitador de herramientas para los presos. Ese funcionario no estaba dentro de los sumariados”, agregó.

Además, habló sobre el pendrive que iba dirigido del narco mexicano González Valencia a Morabito y fue incautado por la directora de la cárcel en ese momento, pero que se desconoce el destino. “No aparece”, resaltó.

Las situaciones están en sede de Fiscalía, y siguen una vía en paralelo a la del Ministerio del Interior.

Fuente: Subrayado

Average Rating

5 Star
0%
4 Star
0%
3 Star
0%
2 Star
0%
1 Star
0%

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *