Fm Ideal 100% Online Cosse gana tiempo para negociar los votos por el préstamo de US$ 70 millones del BID – Fm Ideal 90.1

Cosse gana tiempo para negociar los votos por el préstamo de US$ 70 millones del BID

Lacalle Pou recibirá hoy en la Torre Ejecutiva a la presidenta de la Departamental del Partido Nacional, Laura Raffo.

Contenedores de basura. Foto: Estefanía Leal.

La intendenta de MontevideoCarolina Cosse, realizó en días consecutivos dos movimientos políticos con los que recuperó terreno en la negociación por el préstamo de US$ 70 millones del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) que su administración quiere para aplicar un nuevo plan de limpieza. El lunes puso al presidente Luis Lacalle Pou en el medio del asunto y ayer descolocó a los ediles nacionalistas con una contrapropuesta que ahora los hace reposicionarse ante su rechazo cerrado a la iniciativa.

En busca de salvar una de las principales apuestas de la administración, Cosse primero fue el lunes hasta Torre Ejecutiva para reunirse con Lacalle Pou, quien hoy recibirá a la presidenta de la Departamental del Partido Nacional en Montevideo, Laura Raffo. En tanto, la intendenta planteó ayer a los ediles blancos que estaba dispuesta a financiar las obras de saneamiento que le habían solicitado, aunque sin tocar la estructura del préstamo.

En el Partido Nacional admiten que el movimiento de Cosse los sorprendió. Primero por recurrir al presidente y de esta manera nacionalizar el tema. Y luego porque daban como un hecho que, al no haber existido de momento una respuesta, la devolución en cuanto a las propuestas blancas sería negativa, dijeron a El País distintos ediles consultados.

El anuncio de Cosse fue tomado por algunos blancos como una “movida política, estratégica y rápida” para conseguir el apoyo de blancos y colorados. Sin embargo en el Partido Nacional comentaron a El País que la propuesta recién está siendo analizada y esperan alcanzar un acuerdo con los colorados para dar una señal de “coalición unida”.

Una de las fuentes consultadas del partido de gobierno comentó a El País que no espera tener una definición hasta las primeras semanas del año próximo, ya que son varios componentes financieros y políticos a analizar. De todos modos remarcó que por más que Cosse haya aceptado la propuesta de los ediles blancos, no es en las mismas condiciones que se había solicitado.

En un comunicado difundido a media tarde, Cosse manifestó que aceptaba realizar “con fondos propios” de la intendencia las obras propuestas en los barrios Sarandí, Bella Italia y Bola de Nieve por US$ 12,5 millones.

El director de Desarrollo Ambiental de la Intendencia de Montevideo, Guillermo Moncecchi, afirmó a El País que la idea es que los recursos surjan de ahorros generados durante el quinquenio en su departamento.

“Son US$ 2 millones al año que buscaremos sacarlo de la eficiencia en otras áreas, tanto en saneamiento por mejores costos, o mejoras en la eficiencia de la limpieza. Si no logramos eficiencias priorizaremos otras cosas, pero podemos recurrir a cualquier área del departamento”, explicó. “Dado que no tenemos los votos para aprobarlo, lo que proponemos es: voten esto y nos comprometemos a hacer estas obras, que era lo que a ellos les preocupaba que no se estaba haciendo”, agregó Moncecchi.

Los ediles blancos y colorados habían estado reunidos desde las 15 horas en la Junta Departamental. Después de terminado el encuentro recibieron por WhatsApp el comunicado firmado por Cosse. De inmediato, los nacionalistas, que todavía estaban en la Ciudad Vieja, activaron una segunda reunión, solo entre ellos.

Durante el encuentro, los blancos analizaron qué postura tomaría la bancada colorada y cómo abordaría su partido los distintos escenarios. También hablaron con Raffo por videoconferencia. Allí acordaron no tomar postura hasta tener el detalle de la iniciativa de la administración.

Raffo les indicó que se apoyen en la mesa de trabajo de la coalición, y que realicen consultas en ese ámbito en busca de una postura común.

Consultado por El País, el edil colorado Matías Barreto dijo que dentro de la bancada de su colectividad “la idea es tener una postura única, pero también podría pasar de votar separados”.

El límite para votar el préstamo es el 17 de febrero, y tanto en el Frente Amplio como el Partido Nacional asumen que la discusión tomará cada vez más temperatura en la medida que avance el verano.

Un debate político que llegó a Torre Ejecutiva

El debate por el préstamo de US$ 70 millones del Banco Interamericano de Desarrollo a la Intendencia de Montevideo tuvo desde su inicio un anclaje en la política nacional. Tanto el secretario de la Presidencia, Álvaro Delgado, y senadores blancos, como el dos veces presidente por el Partido Colorado, Julio María Sanguinetti, y el ministro de Ambiente, Adrián Peña, participaron de reuniones con ediles. Pero además esta semana el presidente Luis Lacalle Pou mantuvo reuniones por el asunto, luego de que la intendenta Carolina Cosse le planteara en la Torre Ejecutiva la necesidad de aprobar la iniciativa. Por su parte, la presidenta de la departamental nacionalista, Laura Raffo, que siguió el tema junto a los ediles blancos y ya había realizado consultas con Sanguinetti, entre otros, hoy también será recibida por el presidente. Dentro del análisis del asunto, más allá de las cuestiones técnicas y financieras, tanto blancos como colorados asumen que hay un componente político en la decisión de aprobar un préstamo a Cosse que puede ser clave para su gestión en una de las áreas más sensibles de la administración.

Lo que dice el proyecto.

El préstamo tiene tres componentes. El dinero destinado a limpieza representa US$ 41,7 millones. Otros US$ 22,5 millones son para saneamiento y, en tercer lugar, US$ 5 millones para mejorar la gestión de datos. El préstamo tiene un período de ejecución de seis años, con un período de gracia de hasta siete años, y se amortiza en 23 años.

Dentro del dinero para limpieza, unos US$ 9,9 millones son para cambios en la recolección de materiales reciclables, US$ 1,1 millones para la recolección de vidrios, y US$ 12,5 millones destinados a otras modificaciones al sistema de recolección.

Habrá también US$ 12,1 millones a disposición del montaje de una planta semiautomática y otras de recolección manual, así como a un ecocentro para cada municipio. También integran este rubro US$ 4,4 millones para un centro de gestión de datos y US$ 1,5 millones para un plan de comunicación.

En cuanto a saneamiento, la IMM proyecta destinar US$ 7,75 millones para el refuerzo de la cuenca del arroyo Mataperros, otros US$ 6,49 millones para la construcción de saneamiento en Casabó Norte y Rincón del Cerro, otros US$ 6,2 millones para la rehabilitación de la red Arteaga, y unos US$ 2 millones para la implementación de controles tecnológicos sobre el sistema.

Los nacionalistas advierten que la crítica de fondo se mantiene pese a la propuesta realizada ayer por Cosse. Los blancos pedían abrir el préstamo por cuestionamientos a su estructura financiera. Entienden que está enmarcado en el Plan de Saneamiento Urbano pero no prioriza la red cloacal y además financia a 25 años bienes que no son durables como contenedores o camiones.

Los blancos cuestionan que el Plan Director de Limpieza de Montevideo incluía para el período la atención de 11 barrios: Bola de Nieve, Paso de la Arena, Villa Don Bosco, Instrucciones, Villa García, Casabó Norte y Rincón del Cerro, Santa Catalina, Santiago Vázquez, Carrasco Este, Pajas Blancas, y Lezica Sur.

Fuente: Elpaís