Fm Ideal 100% Online Aparecen más casos y se instaura el primer “Pasaporte COVID” – Fm Ideal 90.1

Aparecen más casos y se instaura el primer “Pasaporte COVID”

Israel cierra sus fronteras de nuevo y se amplían las restricciones en casi todo el mundo

Pasajeros subiendo al avión. Foto: EFE.

La variante ómicron de COVID-19 ha vuelto a restringir la actividad social en varios países europeos, mientras que cada vez son más los que blindan sus fronteras frente a los vuelos procedentes de países de África austral para intentar frenar el aumento de los contagios.

Países Bajos está ya en confinamiento nocturno para las actividades no esenciales, el Reino Unido reintroducirá el martes mascarillas en tiendas y transporte, e Israel se ha convertido en el primer país del mundo en establecer de nuevo la prohibición de entrada al país de los extranjeros.

Mientras tanto, siguen apareciendo casos de la variante ómicron: las autoridades sanitarias de Países Bajos han confirmado ayer domingo la presencia de al menos 13 casos entre los 61 pasajeros que dieron positivo el pasado viernes tras aterrizar en el aeropuerto de Ámsterdam en dos vuelos procedentes de Sudáfrica. Otros países dan cuenta de casos de la nueva cepa.

Pasaporte COVID

Los suizos votaron ayer domingo la ley que permite instaurar el pasaporte COVID en el país, en plena quinta ola de la pandemia y tras una tensa campaña electoral que hizo temer nuevas manifestaciones.

Según se desprende de las primeras estimaciones del instituto de sondeos gfs.bern, la ley obtuvo el respaldo del 62% de los votantes (con un margen de error del 3%).

Como señal de las inusuales tensiones en Suiza, la policía bloqueó ayer la plaza frente a la sede del gobierno y del Parlamento en Berna, en previsión de manifestaciones.

Los sondeos ya auguraban que la población iba a aceptar la ley, pero los opositores a las vacunas y al pasaporte COVID organizaron numerosas manifestaciones en las últimas semanas, a veces prohibidas y salpicadas de violencia.

El aumento de las tensiones en Suiza, país reputado por su cultura del diálogo y donde se organizan referendos varias veces por año, creó una gran sorpresa. Muchos políticos, incluido el ministro de Sanidad Alain Berset -que desde hace dos años encarna la lucha contra el coronavirus en su país-, fueron amenazados de muerte y están bajo protección policial.

Los suizos votaron también ayer una iniciativa popular sobre los cuidados de enfermería, que pide a la Confederación que garantice una “remuneración adecuada” de dichas prestaciones, la cual fue aprobada por más del 60%.

Mientras, las mascarillas volverán a ser obligatorias en comercios y el transporte público en Inglaterra a partir de mañana martes, indicó el ministro de Sanidad, Sajid Javid, lo que supone una importante “marcha atrás” con respecto a la eliminación de las restricciones del pasado julio. Ese mismo día se pedirá a los viajeros vacunados que se hagan un test PCR, y no de antígenos, a su regreso al Reino Unido.

Desde las 05.00 hora local (la 1:00 de Uruguay) de la madrugada del domingo, los holandeses volvieron a la distancia interpersonal y el uso obligatorio de mascarillas en la hostelería, los cines y teatros, además de otros espacios cerrados de acceso al público.

Los comercios, la hostelería y otros lugares considerados actividades no esenciales como los gimnasios, las piscinas o los museos deberán cerrar máximo a las 17.00 hora local. Se salvan de esta restricción los supermercados, farmacias y gasolineras, que podrán cerrar a las 20.00 hora local.

Israel y filipinas. De todas las medidas de blindaje fronterizo, la de Israel es la más tajante (luego de que se confirmó un caso de contagio en un viajero procedente de Malaui): vuelve a cerrar sus fronteras a todos los extranjeros durante dos semanas para contener la propagación del ómicron y se convierte así en el primer país del mundo en hacerlo.

También reimpuso la cuarentena obligatoria a sus ciudadanos vacunados que regresan al país, quienes deben realizar también un test PCR. La cuarentena es de tres días para vacunados y siete para no vacunados. Esta decisión llega a menos de un mes de que el país hubiera reabierto sus fronteras (el 1 de noviembre), y a ocho días de la fiesta judía de Janucá.

Pero además, Filipinas ha sido el primer país que impide la entrada desde ayer no solo a los extranjeros que en las dos últimas semanas hayan estado en siete países africanos (Sudáfrica, Botsuana, Namibia, Zimbabue, Lesoto, Suazilandia y Mozambique), sino que incluye a países europeos (siete en total: Austria, la República Checa, Hungría, Países Bajos, Suiza, Bélgica e Italia).

Indonesia y Nueva Zelanda también han decidido ayer restringir la entrada de viajeros extranjeros procedentes de países de África austral.

Más casos

Los casos de la variante ómicron siguen detectándose en varios países, lo que genera creciente preocupación en el mundo.

El Instituto de Salud Pública (RIVM) está analizando este fin de semana las muestras recogidas a 61 de los 624 pasajeros que llegaron el viernes de Johannesburgo y Ciudad del Cabo, aunque la investigación de las demás pruebas positivas continúa por lo que los casos de la nueva variante pueden aumentar.

Australia confirmó ayer sus dos primeros casos tras analizar la secuencia del virus de dos pasajeros provenientes del sur de África que habían dado positivo. También dos pasajeros que aterrizaron el 24 de noviembre en el aeropuerto de Múnich, procedentes de Sudáfrica, fueron confirmados como infectados con la variante ómicron.

El Instituto Superior de Sanidad (ISS) de Italia informó que ha localizado un caso “atribuible” a la cepa ómicron.

Turistas intentan regresar desde Sudáfrica

Compañías, como la holandesa KLM, están manteniendo sus vuelos desde Johannesburgo y Ciudad del Cabo (suroeste), pese a las restricciones ordenadas desde Europa por la detección de la variante ómicron, y están trasladando desde Sudáfrica a los residentes de la Unión Europea en vuelos comerciales, siempre que presenten los test negativos correspondientes.

En comparación con otros países europeos que se calcula que tenían a miles de turistas en el sur de África estas semanas, las restricciones no están afectando a un número tan grande de españoles.

Sin embargo, algo más de 150 viajeros tratan de regresar a España. “Nos referimos a turistas o a personas que estaban de paso, no a residentes”, apuntaron fuentes de la Embajada de España en Sudáfrica, en base a datos recopilados a la fecha.

“Muchos están ya en el aeropuerto o esperando vuelos que pueden salir dentro de un día o dos”, agregaron las fuentes.

Entre ellos hay, por ejemplo, una docena de viajeros de Valladolid que se quedaron en tierra después de que la aerolínea suiza Swiss International Air Lines les impidiera volar como tenían previsto, al cambiar sus políticas y empezar a aceptar tan solo a sus nacionales.

Dado que hay vuelos comerciales disponibles, por el momento no se plantean vuelos de repatriación.

Fuente: Elpaís